Para evitar la acumulación de gérmenes y bacterias, es fundamental contar con un baño siempre limpio y en perfectas condiciones de higiene, con el fin de preservar la salud de todos sus ocupantes. Pero para que este lugar sea acogedor y agradable, es igualmente importante mantenerlo fresco y fragante. ¿No estás realmente satisfecho con los ambientadores clásicos que se desvanecen demasiado rápido? Por lo tanto, es necesario recurrir a otras soluciones para obtener el resultado deseado.

¿Estabas buscando otras alternativas a los productos químicos cuyas sustancias son a veces irritantes y agresivas? Estás de suerte: te vamos a desvelar el secreto para mantener tu baño fresco y perfumado durante toda una semana, ¡sin gastar prácticamente nada!

Bicarbonato de sodio para perfumar tu baño

bicarbonato

pinterest-logo

Bicarbonato de sodio – Fuente: spm

Lo usas a menudo para eliminar manchas difíciles en tu ropa o en tus sartenes, pero ¿sabías que este ingrediente también tiene grandes propiedades desodorantes? Por lo tanto, será especialmente eficaz para refrescar  su baño de forma duradera . De hecho, ayudará a absorber la humedad y, combinado con los aceites esenciales, liberará una fragancia muy agradable que puede durar toda una semana. ¿Cómo usar bicarbonato de sodio para perfumar tu baño?

Estos son los pasos a seguir:

  • Espolvorea el fregadero con bicarbonato de sodio
  • Agrega un poco de vinagre blanco.
  • Luego, vierte unas gotas de tu aceite esencial favorito en el fregadero.
  • Tome una esponja y frote suavemente el área.
  • Luego enjuague el fregadero y séquelo bien con un paño suave de microfibra.

Al instante, un agradable olor inundará toda la habitación. El procedimiento es simple y rápido de realizar: solo le llevará unos minutos desodorizar perfectamente el baño, sin utilizar costosos productos nocivos. Como beneficio adicional, obtendrá resultados mejores y más duraderos.

Pastilla lavavajillas para desodorizar los sanitarios

Bolita

pinterest-logo

Una bolita – Fuente: spm

Otro método interesante para perfumar permanentemente el baño es poner una pastilla (utilizada para el lavavajillas) en  la cisterna del inodoro . Solo asegúrese de que la tableta tenga una capa que se disuelva en agua, si no, retírela antes de ponerla en el tanque.

¿Cuál es el beneficio de este truco? Con cada descarga de agua, la pastilla se disolverá y dejará un agradable olor que se esparcirá por el aire. Toda la habitación se llenará de esta delicada fragancia, que la hará aún más acogedora. Si quieres intensificar el aroma, puedes añadir al agua unas gotas de aceite esencial o un poco de suavizante. Todo lo que tiene que hacer es volver a colocar la tapa en el tanque del inodoro y descargar el inodoro.

Aceite de bebé: un delicado velo para limpiar el cristal y perfumar la estancia

Finalmente, esta increíble solución también ha demostrado su eficacia. Para asegurar la limpieza y el buen olor del baño, puedes aplicar aceite de bebé en los cristales de la ducha para limpiarlos y eliminar los restos de cal. Al rociar unas gotas de aceite esencial directamente sobre las superficies de vidrio, hará que la habitación sea aún más agradable y perfumada. Limpie bien con un paño de microfibra.

Ahí lo tienes, ahora tienes unos métodos naturales muy sencillos, pero sobre todo eficaces, para refrescar y perfumar el baño. Y como olerá bien durante varios días, apostamos a que tus invitados quedarán gratamente sorprendidos.